TORTILLA DE PATATA

Un plato tan sencillo como apetitoso. Patatas, huevos y aceite
de oliva es la receta básica, un poco de tiempo y mimo le ponen
el toque personal para que la tortilla quede en el punto justo, ni
muy cuajada ni poco hecha.
Ingredientes para 2 personas
400 g de patatas
4 huevos
50 g de cebolla
4 cucharadas de AOVE (Aceite de Oliva Virgen Extra)
Sal
Preparación
Pelar, lavar y secar las patatas. Cortarlas en rodajas finas
e introducirlas en una sartén honda con aceite de oliva a
temperatura media para que se cuezan lentamente. Agregar la
cebolla cortada fina y freír lentamente con las patatas hasta
que estén blandas y empiecen a dorarse. Al cabo de unos diez
minutos, escurrir el aceite. Batir en un cuenco los huevos con un
poco de sal y añadirles la mezcla de patatas y cebollas. Poner de
nuevo la sartén con un poco de aceite y añadir toda la mezcla.
Dejarlo a fuego lento tapando la sartén de 5 a 10 minutos, o
hasta que se dore por abajo. Dar la vuelta a la tortilla sobre sí
misma con la ayuda de una tapadera y dejarla caer por el otro
lado en la sartén hasta que se cuaje. Servir caliente.
Valores nutricionales por ración (200 g)
La tortilla de patatas es un plato muy completo, y aunque
su valor calórico es alto con 392 calorías por ración, no
debes descartarlo de tu alimentación porque es sano y rico
en nutrientes variados, con hidratos de carbono complejos,
monoinsaturados del aceite de oliva. Una ración de tortilla de
patatas te aporta el 20% de la CDR de vitamina B3 (4 mg), el
66% de la de vitamina B12 (1,4 mcg), 26% de la de selenio (18
mcg) y 28% de fósforo (112 mg).
Lo mejor: Es un plato muy completo que acompañado de una
ensalada de hojas verdes, te da una comida o cena vegetariana,
con proteínas y vitamina B12, dos sustancias importantes
para la regeneración muscular y celular que necesitas si estás
entrenando.
Lo peor: Requiere tiempo y un nivel medio de manejo en la
cocina. Está tan buena que no te bastará con una ración de 200
g y querrás comértela entera, o acompañarla de pan, cerveza y
salsas. Así que disfrútala en solitario.
Truco sano: Puedes aligerar la tortilla si cueces las patatas en
vez de freírlas, para luego cuajarlas en el huevo y dorar la tortilla
en la sartén caliente.
proteínas de buena calidad de los huevos y los ácidos grasos

Trigo vs Trigo khorosan Kamut

Si no tienes un diagnóstico de celiaquía
pero no te sienta bien el trigo, prueba a
tomar trigo antiguo o trigo khorasan Kamut
® (Triticum turgidum). Contiene gluten
y no es apto para celiacos, pero produce
un menor riesgo de inflamación e irritabilidad
durante la digestión que el trigo normal. Proviene de
una variedad ancestral del trigo que se redescubrió en la zona
de la antigua Mesopotamia. El nombre Kamut es su nombre
comercial, que garantiza que proviene de un cultivo biológico,
no hibridado ni modificado genéticamente. Comparado con
el trigo moderno, el trigo Khorosan Kamut® es un grano más
duro y de mayor tamaño, más rico en fibra, proteínas (más del
40%), minerales (calcio, potasio, magnesio, vanadio, selenio
y zinc), vitaminas B1, B2, B3 y E (42% más) y polifenoles. Se
puede encontrar comercializado como grano entero, harinas,
pasta, leches vegetales, copos de desayuno y como ingrediente
de galletas y repostería.

Dietas bajas en hidratos para deportistas

Se discute mucho sobre si las
dietas bajas en carbohidratos
son aptas para deportistas, y se
las culpa de producir cansancio
y quitar las ganas de hacer ejercicio.
Un estudio de ‘Journal of
the American College of Nutrition’
realizado durante un año,
con 43 personas con obesidad
afirma que este tipo de dietas sí
son adecuadas para deportistas.
El grupo que realizó una dieta
baja en carbohidratos y alta en
grasas perdió más grasa corporal que el de la dieta alta
en carbohidratos y baja en grasas. Ambos grupos tuvieron
resultados similares en la capacidad aeróbica y la fuerza
muscular, pero parece que la dieta baja en hidratos promueve
una mayor utilización de la grasa durante el ejercicio
submáximo, ayudando a adelgazar.

Pierde peso añadiendo cominos al yogur

Las semillas de comino son ricas
en fitonutrientes saludables y popularmente
se toman para mejorar la
digestión y eliminar los gases. También
pueden ayudarte a perder peso
según un estudio iraní. Las mujeres
participantes, con sobrepeso, debían
tomar 2 yogures al día. El grupo que
añadió 2 g de cominos adelgazó más
kilos, perdió más centímetros de cintura y redujo su porcentaje
de grasa, mejorando el perfil lipídico, al reducirse
los niveles de triglicéridos y colesterol LDL, y aumentar el
colesterol HDL.

Síndrome de Skeeter

300px-Picaduras_de_mosquito_pie[1]

Posiblemente a todas las personas que conocemos y que conoceremos habrá sentido el molesto picor que se relaciona a la picadura de un mosquito. En ocasiones nos provoca una fuerte sensación que aunque estemos rascándonos, lo único que conseguimos es que la picazón empeore y cada vez vaya a más. El problema viene dado cuando a ciertas personas estas picaduras no solo les causa esta hinchazón sino que también les provoca alegría que desemboca en ciertos problemas mucho mayores para las personas que padece esta enfermedad.
La picadura de mosquito no es tan sencilla como siempre se nos ha pintado, ya que no solo succiona la sangre al clavar su aguijón, sino que además por este inyecta a su víctima saliva, que hace que la sangre se diluya y de esta manera asimilarla mucho más fácil que sin esta sustancia. Es esta saliva la que hace reacción con el cuerpo del alérgico fomentado que se dé los problemas.
A personas normales como ya hemos dicho, la picadura únicamente ocasiona que la zona afectada enrojezca y nos pique, pero sin embargo a las personas con el Síndrome de Skeeter, la zona de la picadura se amplía considerablemente, además de que la hinchazón crece mucho más y surgen ampollas en la piel del afectado. En ocasiones se han visto picaduras de mosquitos mucho más graves que las de aquellas personas que les han picado una avispa o una abeja.
En varios casos puede darse que la persona que ha sufrido la picadura, empiece a sentirse mal, además de notar la zona de la picadura ardiendo, puede provocar también choques anafilácticos y asma. Este Síndrome puede pasarle tanto a pequeños como mayores indiscriminadamente, por lo que hay que tener sumo cuidado cuando tenemos bebes en casa y pueden verse afectados de esta alergia, ya que son los que peor pueden pasarlo por la piel sensible que poseen y la facilidad que tienen para caer enfermos debido a sus bajas defensas.
El tratamiento de este síndrome es fácil, pero a la vez tiene que ser muy rápido, ya que en el momento de la picadura es recomendable tratar por medio de cremas que reduzcan la hinchazón y tomar antihistamínicos para que la reacción alérgica que se vaya a presentar se pueda controlar rápidamente y de esta manera el enfermo no sufra los efectos de esta enfermedad. Las personas que ya han sufrido en su caso algún caso de asma debido a los mosquitos, o hayan sufrido también algún shock anafiláctico tienen que llevar consigo en cada momento la medicación para que en el momento de sentir los signos de la reacción se pueda poner solución.
A la hora de luchar contra el Síndrome de Skeeter, es preferible antes que nada prevenir en todo momento. Intente utilizar mosquiteros en todas las ventanas de tu casa, para así evitar que puedan entrar por la noche y picarle. Utilice también repelente de insectos que podrá encontrar en cualquier tienda o supermercado, además de unas modernas pulseras que sirven para cierto número de días y que mantiene a raya a todos los mosquitos.
Aquellas personas que viven cerca de marismas, o zonas con mucha agua estancada son los que deberán de tener más cuidado, ya que es ahí donde mayor concentración de mosquitos podeos encontrar, por lo que en puertas y ventanas es recomendable colocar pastillas antimosquitos, o mosquiteros que hayan que los insectos no puedan entrar.